lunes, 30 de mayo de 2016

Rally Tucumano: Miguel Reginato se quedó con la tercera fecha en Concepción.

Miguel a fondo en Concepción. Foto La Gaceta. 
Van tres de tres para Miguel Reginato que desde que se subió al Mitsubishi Lancer no conoce más que el triunfo. Ganó todas las generales de lo que va del Campeonato Tucumano. “Este es un triunfo trípode”, sembró la incógnita el ganador de la prueba en Concepción. “Porque fue gracias al trabajo de Alberto (Caram), Beto, su hijo, y Andresito”, detalló Reginato. “A Andrés eso le juega en contra porque se preocupa más por los otros autos que por el de él”, apuntó con algo de lamento y orgullo la actitud de su hijo que compite en la clase A-7. Andrés, corroborando lo que su padre dijo, en “La Perla del Sur” quedó segundo por detrás de su hermano Miguel que triunfó a bordo del Renault 18 que tanta veces llevó a papá a la victoria. “Andrés se preocupa por todos”, reconoció “Miguelito” que volvió a correr luego de tres años. ¡Y de qué manera! “Fue mucho mejor de lo que imaginaba. No esperaba ganar”, reconoció. 

Los dos Reginato destacaron el recibimiento del público concepcionense en una carrera cuya organización también se llevó el elogio de los ganadores. “Nunca había visto algo así: la gente estaba bajo el agua”, dijo con sorpresa Miguel padre con respecto al tramos Alpachiri-Las Lenguas. La lluvia obligó a recortar el tramo dos kilómetros, pero no pudo cortar la pasión de la gente que se quedó a ver el paso de los autos. Igual de sorprendido quedó Ricardo Collado, ganador de la A-6, principalmente por la cantidad de gente que se reunió en el Parque de La Joven Argentina donde se realizó el súper especial de poco más de dos kilómetros. “Impresionante. Fue muy entretenido también porque había sectores donde los autos pasaban por entre la gente”, describió “Corcho” la acertada ubicación de la gente que dispuso la organización tomando las medidas de seguridad adecuadas. 

José Aybar, local en la ciudad de pilotos referentes del rally tucumano, esperaba ese marco, pero no dejó de sorprenderse. “Tanto en el cerro como en la ciudad estaba lleno”, reconoció “El Loco” que le dedicó la victoria en la N-1 a su madre que falleció hace un año. En los autos de menor ganaron, en la A-5, el santiagueño Hugo Moreno Navarro y en la A-5s Karim Drube.

0 comentarios:

Publicar un comentario